El hombre que susurra a los caballos en Rioja Alavesa

Que los tractores se pongan celosos. El Blog ha venido con entusiasmo hasta Elvillar, porque el valenciano Alfred Ferrís está adiestrando a la potra Lluna (Luna en castellano) que lleva apenas una semana aprendiendo cómo trabajar en las viñas.

Alfred Ferrís

ALFRED Ferrís y la potra Lluna en la viña El Somo, en Elvillar.

Acudo con curiosidad… como si pudiera viajar hacia atrás en el tiempo… para ver cómo un agricultor enseña en la Comarca a trabajar a una potra nueva. Es la primera vez que Alfred alecciona en Rioja Alavesa a una joven yegua en el arte del laboreo en las viñas. De igual manera que es la primera vez que el Blog lo ve y lo cuenta.

El escritor Nicholas Evans escribió en 1995 la novela “The Horse Whisperer”, un best seller que en castellano se tituló “El hombre que susurraba a los caballos”, que después se llevaría a la gran pantalla en un film protagonizado y dirigido por Robert Redford.

Alfred Ferrís

PORTADA del libro de Nicholas Evans.

Redford encarna a un vaquero de Montana que posee el don especial de comunicarse y curar el espíritu de los caballos heridos. La novela, como la película, muestra la armonía con la que el ser humano puede convivir con los animales y la naturaleza.

Alfred Ferrís

REDFORD en uno de los carteles de la película que dirigió en 1998.

Susurrando, en voz baja, suavemente, con delicadeza suma, con paciencia, poco a poco… Con ese mismo don especial, así enseña Alfred Ferrís a trabajar a sus yeguas. Así lo ha hecho con Pandora, Nina, Venus, y ahora con Lluna.

En nuestro caso no es un vaquero de Montana, en Estados Unidos, sino un ingeniero agrícola valenciano que lleva 35 años trabajando con animales, los seis últimos en Rioja Alavesa.

Alfred Ferrís

ALFRED FERRÍS, a las 8:30h., cuando todo está por estrenarse en la Comarca.

Primeras lecciones de Lluna en la viña

Tras la riada del agua de lluvia que correteó el pasado 4 de junio de 2021 por las viñas, en la parte oriental de la Comarca, Alfred esperó a que escampara y se oreara la tierra para trabajar sin descanso sábado-domingo-y-lunes, hasta este instante del martes que estamos hablando, a primera hora de la mañana, antes de que den las 9 en el campanario de la iglesia de Elvillar.

Los renques de la viña El Somo son estrechos, de 180 centímetros, por lo que la joven Lluna, primeriza en estas lides, tiene las referencias claras. Aún así, lo más importante es que cuenta con un maestro que le ha dicho, casi al oído, de qué manera y cómo ha de hacerse un buen trabajo.

Alfred Ferrís

CUANDO llegué, Alfred ya tenía lista a la potra, a quien acompañaba una de las veteranas.

Desde que llegó en 2015 a la Comarca, Alfred lleva seis años con nosotros. Va pasando el tiempo. Primero vivió en Elvillar. Ahora está alojado en Kripan. Ha llegado a trabajar para cuatro bodegas de Rioja Alavesa. Pero entonces y ahora se mantiene muy ocupado en 24 hectáreas de viñedos, más que suficientes para él y sus tres yeguas, Nina, Venus y, ahora, la joven Lluna.

Alfred Ferrís

PRIMER plano del perfil de la cabeza de Lluna, serena ante la presencia de la cámara.

.- Me dices que a pesar de que ha cumplido tres años, Lluna es potra, no yegua.

Técnicamente hablando será una potra hasta los 5 años, que es cuando a estos animales se les considera adultos. Es justo cuando cambia la dentición completa. Ahora mantiene aún sus dientes de leche, salvo los dos de la parte delantera de la boca, que esos ya son perennes. Esta potra vendría a ser en humanos como un adolescente de 16 años.

.- Sin embargo parece tener ya la fuerza de una yegua.

Le falta algo de su fuerza total. Estamos en el proceso de aprendizaje, para que vaya haciendo los trabajos ,y para que los lleve a cabo cada vez más relajada, con menos tensión, y al mismo tiempo que vaya físicamente musculando, ensanchando… Porque Lluna aún cogerá 150 kilos más, que ahora está ya en los 600.

Alfred Ferrís

LLUNA, entre Nina y Alfred, en el Paisaje Cultural del Vino y el Viñedo.

.- ¿Dónde nació?

En un pueblecito al lado de Pau, en Francia. Allí vivió hasta los seis meses, que la bajé primero a Valencia, donde la he tenido en casa recriándola, ya que no interesa empezar a hacer cosas en serio hasta que no pasan por lo menos dos años; aunque si son tres años, mejor.

.- ¿Cómo se ha iniciado contigo?

La primera fase es que se haga a las cosas elementales de manejo, conviviendo con los otros animales, que son siempre los mejores maestros, pues son muy gregarios.

Alfred Ferrís

VENUS, Alfred Ferrís y Nina, un equipo que se entiende, en aquel mes de julio de 2018.

.- En este caso Venus y Nina.

Claro, y la otra que tengo, Pandora, que está ahora en mi casa de Albacete, en la finca donde vivimos. A veces he traído a Pandora a Rioja Alavesa. Pero ahora se queda en Albacete, donde mi hijo trabaja con ella.

.- ¿Cómo fueron las primeras lecciones con Lluna en la viña?

Hay que empezar llevándola del ramal, para que respete las distancias, llevarla a beber, darle de comer… todo esto desde el principio. Y eso es ya educación, y forma parte de la doma. A esa primera fase la llamamos desbrave, acostumbrándola al ser humano, para que no reaccione de forma explosiva.

.- Entremos en la viña.

Alfred Ferrís

ALFRED con Lluna, dirigiéndose a su “lección” matinal en la viña.

Esa es la segunda fase, la de iniciar a Lluna en el trabajo en la viña. Para eso, primero hay que empezar a vestirla, que vaya admitiendo y tolerando el collerón, los tiros, el balancín, las riendas, todo eso. Primero sin herramientas, y en un espacio seguro, que ella esté cómoda es importante. Todo es un proceso, poco a poco, y sobre todo, atendiendo a sus reacciones de manera relajada.

.- De manera suave y relajada, dices.

“No aprenden si hay brusquedad o violencia”

Alfred Ferrís

CASI está todo preparado para trabajar en los renques de El Somo.

Sí, porque los animales no aprenden si hay tensión. No aprenden si hay brusquedad o violencia. Harán las cosas, pero no las aprenden. El proceso de que integren las cosas nuevas que van a necesitar saber para aprender a trabajar ha de ser gradual, desde lo más sencillo a lo más complejo. Cada día una cosa nueva, porque son animales curiosos por naturaleza.

.- Todo esto lo tienes bien integrado.

Es que llevo trabajando con animales 35 años, y he domado muchos. Hoy en día no trabajo con un animal que yo no haya domando, así de claro.

Alfred Ferrís

.- ¿Cómo viene Lluna, de carácter?

Este tipo de caballos bretones suelen ser muy apacibles, de reacciones bastante más lentas que un caballo árabe o un purasangre inglés. En cambio, Lluna tiene carácter. A mí me gustan con carácter.

.- Define lo que es “carácter” en un caballo, por favor.

Alfred Ferrís

Carácter es actitud, impulso… es decir, voluntad de ir hacia delante, con algo de nervio, pero al mismo tiempo que haya mucha nobleza detrás. Que no haya malos gestos ni malas intenciones. Lluna es muy activa y muy fuerte, me encanta. De hecho, yo no quiero para trabajar conmigo un animal excesivamente parsimonioso.

.- ¿Estás trabajando con ella para conseguir qué?

La enseño a reconducir su energía, canalizándola un poco. De todos los caballos bretones de tiro con los que he trabajado, Lluna es de las que tiene más carácter. Pero posee además una gran nobleza. Es muy fina trabajando… En Valencia decimos que es “muy fina” cuando es meticulosa y hace las cosas a conciencia.

.- ¡Ella lleva trabajando contigo una semana!

Alfred Ferrís

Para el que poco tiempo que lleva trabajando, las perspectivas son muy buenas. Va a ser un animal muy fino.

.- ¿En qué momento dirías que está?

Yo diría que está al 40% de lo que a mí me gustaría que llegara a estar. Aún tiene mucho recorrido por delante para llegar al 100%. Para ello necesitaré un año de rutinas. En junio de 2022 habrá musculado más, psicológicamente se habrá estabilizado, ganando un poco más cada día.

.- Psicológicamente, dices. ¿Qué va a ir notando ella?

Notará que va a poder ir haciendo todo lo que les pidas, todo, que van sobrados. Al principio para ella es casi un juego. Tiene que serlo. No exigirle muchas horas, ni muchos esfuerzos. Iremos poco a poco para llegar al 100%.

Alfred Ferrís

.- Tienes cuatro yeguas. Evidentemente prefieres las hembras a los machos.

Las prefiero por el hecho de la convivencia entre ellas, porque al manejarlas juntas resulta más fácil, y porque me gustará -ya veremos- orientarme un día en la cría de caballos, porque teniendo buenas madres, ya tienes el 90%. El carácter, la predisposición y la habilidad para el trabajo es en gran parte heredable y transmisible por parte de la madre.

.- ¿Qué vas a hacer hoy?

Me quedan cuatro calles, cuatro renques de esta viña para terminar. Sencillamente estoy pasando una cuchilla para controlar la hierba y después de la fuerte lluvia caída voy a desencostrar la tierra para mantener el tempero en el suelo, porque aquí tiene David Sampedro un plantadito joven.

Alfred Ferrís

LA CUCHILLA de la que hoy tira la potra, para “desenconstrar” el suelo.

.-¿Has visto todas las fincas desde la tormenta que cayó el viernes?

Todas. Aquí en Elvillar el problema no ha sido el pedrisco, sino el agua que ha corrido por ellas, desplazando tierra; de hecho, en La Revilla, una viña cercana, David y Josean están tratando de solucionar un embalse de agua, que se concentró en muy poco tiempo.

Aquí no es fácil el embalse de agua porque estamos en el alto, en el Somo, pero cuando el agua llega abajo del todo, imagínate. En Labraza cayeron 100 litros por metro cuadrado en un rato, y el agua corría por encima de las viñas.

Alfred Ferrís

ESTE es el marco de naturaleza en el que Lluna avanza y progresa.

.- ¿Cómo han sido estos quince meses de pandemia para ti?

Puede sonar raro, pero con este trabajo prácticamente no me he enterado de nada, salvo cuando volvía a Valencia a ver a mi padres. Respecto al confinamiento del año pasado… yo estuve confinado en las viñas, trabajando. De una viña pasaba a la otra. No salí de las viñas en toda la primavera de 2020.

Alfred Ferrís

.- Volviendo a Lluna (suenan ahora las 9 de la mañana en el campanario de la iglesia de Elvillar) ¿Cómo se lleva con las otras tres yeguas?

Perfecto desde el primer momento. Las otras tres son adultas y, de repente viene una nueva. Ahí se producen ciertos rituales de adaptación, de tránsito y paso, de incorporación a un nuevo rebaño. Los dos primeros días tomé ciertas precauciones, las puse para que se vieran, pero con una barrera de por medio, de manera que no se podían tocar. Luego visual y olfativamente ya se han incorporado.

En Albacete estaba con la Pandora, que, al traerme a la Luna, aquella se ha quedado algo desconsolada. Pero Lluna aquí se ha adaptado perfectamente.

.- ¿Podrías trabajar con tres machos sementales?

Alfred Ferrís

LA SIERRA pareciera susurrar a las nubes una hermosa danza.

Ya lo he hecho. La nobleza es la misma. El carácter depende de si están hormonando o no. Si pasa por ahí una yegua en celo, no pretendas que no pase nada. Sin embargo con el celo de ellas, hay veces que ni te enteras, salvo que haya un caballo cerca, lo que les haría más expresivas.

.- ¿Qué vas a utilizar con Lluna ahora?

Es una especie de arado, pero que lleva una cuchilla ancha que corta la hierba por debajo, para limpiar la yerba del verano.

Alfred Ferrís

LAS ÚLTIMAS amapolas quieren ver la imagen del hombre y la potra.

.- ¿Esta no es la época de trabajo duro para ti y tus yeguas?

No. Puede ser dura si se juntan el calor y los mosquitos. Ayer terminé a las 13horas, aunque a las seis de la mañana estaba empezando a trabajar en la viña. La época más dura del año es noviembre y diciembre, y luego el principio de la primavera, marzo y abril. Ahora es un trabajo más suave, por eso cuento con la Lluna.

Alfred Ferrís

MIENTRAS hablamos, toda la Comarca saca adelante sus frutos.

.- Desde el 2018 que nos conocimos… ¿se labran hoy en día más viñas con caballerías que antes?

En otras zonas sí, como en Cataluña o Galicia, donde estoy asesorando y acompañando a otros. Allí se han incrementado el número de caballos trabajando en las viñas.

Aquí se ha incorporado Mikel, un chico de Laguardia que se ha formado conmigo, que ahora trabaja para Artadi. Mikel se compró un potro un poco mayor que la Lluna, para trabajar las viñas viejas de Bodegas Murua.

A veces Mikel trabaja conmigo. Su caballo es un bretón formidable que lo bajamos de Cantabria, donde conozco a un amigo que es criador de caballos bretones. Allí vimos un potro que nos gustó tanto que ese mismo día Mikel dijo que lo quería. Ese potro es un espectáculo, porque tanto estéticamente como de carácter es un portento.

Alfred Ferrís

HACE 70 años, cuando era habitual labrar las viñas con caballerías. (Lorenzo Ugarte). 

.- ¿Qué visión tienes de la Comarca a fecha de hoy, Alfred?

La Comarca tiene unos puntos fuertes impresionantes, si bien no siempre es capaz de apreciarlos y valorarlos en su justa medida, excepto algunas personas y bodegas concretas. Me gustaría que desde el punto de vista agronómico, y de iniciativas, Rioja Alavesa fuera a veces un pelín menos cerrada en sí misma.

Yo me muevo por toda España: Ribera del Duero tiene hoy una gente muy activa, con gran iniciativa, al igual que Galicia… Es verdad que aquí también hay familias, con pequeñas bodegas, que poseen esa sensibilidad acusada de abrirse y hacer las cosas muy bien hechas.

Alfred Ferrís

.- Te agradezco tu sinceridad.

Para esto mismo El Blog es fundamental porque vertebra muy bien Rioja Alavesa. El Blog es un puntazo.

.- Gracias, Alfred.

La necesidad de innovar está en ciertas familias, o a nivel individual. Esa es una inquietud necesaria para estos tiempos. Por otra parte, veo cierta desconexión, lo que es normal, porque el mundo agrario es como es, bastante tenemos cada uno con lo nuestro.

Alfred Ferrís

ENTRAN de buen grado las yeguas en el remolque. “Aquí hemos terminado…”.

Alfred Ferrís

POR la misma puerta que entramos, por la misma puerta volvemos.

.- Son seis años los que llevas ya en Rioja Alavesa ¿Sabías que venías para tanto tiempo?

No lo sabía. A mí la Comarca me encanta, las cosas que se pueden hacer aquí me parecen brutales. Hay mucho recorrido por hacer… Me pesa que estoy algo lejos de mi casa, pero me compensa el hecho que en Rioja Alavesa se pueden hacer cosas muy chulas. Y se harán.

12 Comentarios

  1. Begoña Tudela

    Me encanta como es Alfred, lo que nos cuenta, y me encanta el enfoque de la entrevista, que es excelente, llena de dulzura en esa tierra maravillosa de Rioja Alavesa. Enhorabuena a los dos!

    24-Jun-21 · 9:25 pm | Permalink
  2. Blog Rioja Alavesa

    Gracias, Begoña

    24-Jun-21 · 10:03 pm | Permalink
  3. Arene Amezaga

    Vi la película, y luego leí el libro, como tantas veces nos ocurre. Y me gustó mucho más el libro, a pesar de que el gran Robert Redford es uno de mis actores preferidos desde aquella mítica película llamada “Las aventuras de Jeremiah Johnson”. En el cine está la música, las imágenes, los actores, el caballo herido, el drama, el suspense, la historia de amor… Pero en esta entrevista con Alfred está la vida tocando muy de cerca a nuestra puerta, tan real. Los que trabajan con caballos tienen, entiendo ahora, un trabajo intenso, mayúsculo, una enorme dedicación, vocación, amor por los animales… y sobre todo esa maestría, fruto de los años, para enseñar como es debido, poco a poco, como en un susurro, con toda la paciencia del mundo, para que las yeguas formen un buen tándem con el hombre, un gran equipo, hasta hacerla disfrutar con el trabajo en las viñas. Algo formidable recibió Alfred en su educación, que todo lo ha hecho más fácil. Gracias, Alfred. Gracias Julio.

    24-Jun-21 · 9:26 pm | Permalink
  4. Blog Rioja Alavesa

    Gracias, Arene.

    Dices algo muy importante en todo el texto. Y al final, no sabiendo nada, tocas la tecla precisa, porque estos días ha fallecido el padre de Alfred. Por eso quiero dedicar con emoción el aire que respira la entrevista con Alfred, a su padre Vicente Ferrís Santes, cuyo funeral ha sido precisamente este día de San Juan. Mi más sentido pésame, y un abrazo inmenso a toda la familia.

    24-Jun-21 · 9:42 pm | Permalink
  5. Arene Amezaga

    Efectivamente, nada sabía al respecto.
    Que su padre descanse en paz. Me sumo a los buenos sentimientos.

    24-Jun-21 · 9:45 pm | Permalink
  6. Blog Rioja Alavesa

    Un abrazo, Arene.

    24-Jun-21 · 9:46 pm | Permalink
  7. Kepa Urdangarin

    Quiero creer que el mensaje que encierra este artículo está contenido bajo la sugerente imagen de la Sierra envuelta por un oleaje de nubes, cuando en el pie de foto dices “La Sierra pareciera susurrar a las nubes una hermosa danza”. Se cruzan los verbos, los caminos, la danza del caballo enseñado a trabajar en las viñas, y el baile de la naturaleza en las alturas de la montaña. Cuando caes en la cuenta de ese paralelismo, el corazón da un brinco, y un calambre te recorre de punta a punta.

    Eskerrik asko!!!

    24-Jun-21 · 10:03 pm | Permalink
  8. Blog Rioja Alavesa

    Mila esker, Kepa. Una vez más tu sensibilidad se abre camino

    24-Jun-21 · 10:10 pm | Permalink
  9. Estibaliz Gamboa

    Tenemos que preservar lo bueno que nos ha dejado y enseñado el pasado.
    Tenemos que hacerlo compatible con el futuro, con la innovación y el progreso.

    24-Jun-21 · 11:25 pm | Permalink
  10. Blog Rioja Alavesa

    Gracias, Estibaliz.

    24-Jun-21 · 11:50 pm | Permalink
  11. Jon Mancisidor

    Zorionak al hombre que susurra a los caballos, que entiende de voluntad de ir hacia adelante y de nobleza.

    Y un abrazo

    25-Jun-21 · 8:57 am | Permalink
  12. Blog Rioja Alavesa

    Eskerrik asko, Jon

    25-Jun-21 · 8:57 am | Permalink

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos marcados son obligatorios *
*
*

Suscríbete a nuestra newsletter