Posicionar los vinos de Rioja Alavesa en Bilbao

La noche del pasado viernes, siete tipos de vinos de la bodega Gil Berzal acompañaron un menú especialmente creado por el chief de cocina Jon Gómez, de Slow Food, tratando de casar felizmente los vinos con los diferentes alimentos de una cena en Bilbao.

Bodega Gil Berzal

CARTA de un menú ESPECIAL, bien maridado con vino de la bodega Gil Berzal de Laguardia.

Mucha atención a esta crónica saboreada y realizada en el corazón de Bilbao. En el restaurante San Mamés, ubicado dentro del Estadio del Athletic Club de Bilbao

… donde el pasado viernes noche, 2 de febrero, tuvo lugar una cena organizada por el movimiento Slow Food de Bizkaia, en la que el chief de cocina Jon Gómez y el bodeguero de Laguardia Saúl Gil Berzal se pusieron de acuerdo para maridar vino y comida.

Cincuenta comensales (una decena de ellos formaba parte de una delegación japonesa que ha visitado durante siete días Bizkaia) puede dar fe de lo que aquí se cuenta.

Aperitivos, entrantes, platos principales, postre… y un total de SIETE tipos de vino de una misma bodega de Euskadi. No fue un combate entre los platos del menú y el vino de calidad. Al contrario. Se trataba de cumplir otros objetivos. De cenar sabiendo lo que hay detrás de los productos. De comer y beber con conciencia…

Y por último, de visualizar y posicionar en Bilbao los vinos de Rioja Alavesa. De eso también se trataba.

Bodega Gil Berzal

EL bodeguero alavés aceptó con humor que una bufanda del Athletic arropara sus botellas.

Diré que me sorprendió gratamente Saúl, que tuvo que lidiar plato a plato hablando de cada uno de su vinos, lo que hizo con naturalidad y confianza, con serenidad y un buen relato para cada uno de ellos, sin tecnicismos, escuetamente. De tal manera que terminado cada plato, Saúl se levantaba de la mesa para introducir y presentar el vino que vendría a continuación.

“El primer vino es un Gil Berzal de Rioja Alavesa, un crianza de 2015, elaborado con un 100% de Tempranillo. He buscado en él la frescura de esa uva que ha crecido a 650 metros de altura sobre el nivel del mar, habiendo pasado 12 meses en barrica”.

El segundo vino fue un Blanco, elaborado con 80% de Viura y un 20% de Malvasía. “Viene de un viñedo arcillo calcáreo, con mucha fruta, y precisa un frescor cercano al que requiere el chacolí”

El tercero fue un Maceración Carbónica, con 85% de Tempranillo y un 15% de Viura. “Viene de un viñedo viejo. No ha tocado la barrica, al igual que el anterior. Hay una mezcla de sabores en su seno: fresa, regaliz, toque láctico de yogur”.

Bodega Gil Berzal

PRESENTACIÓN inicial de “los jugadores”: Saúl Gil y el chief de cocina Jon Gómez, entre ellos.

En la mesa donde estaba sentado con Saúl, el navarro Josu Martínez, nada más oler el aroma y beber el Maceración Carbónica de Gil Berzal comentó con espontaneidad: “Es muy peligroso este vino. Tiene muy fácil beber”. Josu nos contó que es un enamorado del vino de Rioja Alavesa y que su cultura del vino proviene de su esposa, una enóloga que trabaja en una bodega navarra.

“Defiendo los vinos de Rioja Alavesa, porque vuestro nivel –le dijo a Saúl- es muy superior. Este Maceración es excelente. Lo único que necesitáis es que haya más cultura del vino. Ojalá podáis involucrar a todos los consumidores vascos al igual que habéis hecho con los alaveses”.

Bodega Gil Berzal

LA importancia de oler un vino antes de saborearlo, para apreciar su aroma.

Presentando el cuarto vino de la noche, Saúl advirtió que todos los comensales y catadores de sus vinos estaban a punto de subir un escalón. “Os presento a Recoveco, que en Rioja Alavesa es un rincón escondido, un rincón mágico. Allí han nacido sus uvas, 80% de Tempranillo, un 10% de Garnacha y un 10% de Graciano. Es un vino de carácter que vive 18 meses en barrica: 12 en barrica nueva y 6 en barrica usada”.

Bodega Gil Berzal

SAÚL Gil Berzal presenta uno de sus siete vinos en Bilbao.

La gente se iba animando. Las mesas eran una celebración, casi una ebullición de alegría. No faltaba conversación. Ni brindis. Se estaba gozando con el maridaje. Sonaban los aplausos cada vez que Saúl salía a presentar un nuevo vino, como reconocimiento al anterior, que ya se estaba retirando de la mesa. Saúl no perdía la sobriedad.

Aquí hablamos de los vinos, pero la comida no iba a la zaga. A estas alturas ya habíamos comido un embutido de Hermann Thate, el Label del Ensanche; una ostra del Golfo de Bizkaia; unas antxoas en semiconserva del Golfo de Bizkaia… y estaban a punto de llegar unas alubias de Enkarterri, y un increíble huevo de Orduña –muy celebrado- con setas, parmentier y caldo de su cocción…

Bodega Gil Berzal

GRAN huevo de Orduña -riquísimo- maridado con el Recoveco Vendimia Seleccionada 2012.

El quinto vino de la noche fue una primicia. Antes de sacarlo al mercado (aún sin etiqueta y sin nombre) Saúl nos sorprendió con un Garnacha de 2015 que se ha pasado el último año en botella. 100% Garnacha monovarietal (minoritaria en la Comarca), de un viñedo de dos hectáreas donde las cepas de Garnacha ya han cumplido los 35 años de vida.

El sexto vino fue un Recoveco de Colección Privada, añada de 2011, de una viña de entre 70 y 80 años, del Barranco de San Julián, con Tempranillo (le da sutileza) y algo de Graciano (le da frescura), que pasa siete años en barrica. “En ese viñedo viejo hay tomillo, lavanda y otras plantas aromáticas que se integra en los racimos a través del terciopelo de las uvas”.

En las mesas bailaban los platos, así fueron poniendo y quitando un taco de esturión de Yesa, cremoso de Nabitos de Nabarniz; además de un buen taco de Euskal Txerri a baja temperatura (cocido durante 24 horas; sí, 24!), con crujiente de manitas y salsa bizkaina. Y estaba a punto de llegar un postre exquisito: un delicioso lingote de queso de cabra y oveja con un crumble de queso y miel con helado de queso (para más redundancia de golosos).

Bodega Gil Berzal

ALGUNAS de las mesas, llenas de gente que lo pasó en grande.

Saúl se puso algo más solemne para presentar su séptimo vino, de nombre Alma Pura, su vino “más estrictamente biodinámico”. “Un vino que se elabora teniendo en cuenta los ciclos de la Luna”. De  viñedos donde entran mulas y ovejas, un lugar muy mimado, especial para toda la familia Gil Berzal, el Barranco de San Julián. Elaborado con uvas de Graciano y Tempranillo, que durmió 15 meses en barrica. “Un vino más salvaje –dijo el joven bodeguero de Laguardia-… para disfrutarlo”.

Los aplausos a esta presentación fueron una ovación cerrada, cantada como un gol, casi; como si llegara del silencioso estadio de San Mamés, completamente vacío, como podíamos ver, donde caía agua de Bilbao a mares, una lluvia mansa, muy densa, que se dejaba ver y oír. Incluso sentir.

Bodega Gil Berzal

ALUBIAS de Encarterri, maridada con el Recoveco Racimos Enteros 2016.

Durante las tres horas largas que duró el maridaje, el Blog realizó varias entrevistas para esta crónica, a la vez que apuntaba las presentaciones que con cada tipo de vino iba realizando el bodeguero, que en el restaurante San Mamés se dedicó a sacar sus diferentes vinos, los suyos propios, a la vez que se comportaba como buen embajador de Rioja Alavesa, algo de lo que era consciente Saúl, que forma parte de la Asociación de Bodegas de Rioja Alavesa-ABRA, y que desde hace tiempo sitúa en sus etiquetas los dos nombres, el de Rioja y el de Rioja Alavesa.

Bodega Gil Berzal

PRESIDENTE de Honor de Slow Food Bizkaia, Mariano Gomez, posa con Saúl Gil.

Hablamos con MARIANO Gomez, presidente de honor de Slow Food de Bizkaia, que organizó el evento enogastronómico de Bilbao. Veterinario y biólogo, Mariano Gomez fue concejal de Consumo y Alimentación del Ayuntamiento de Bilbao con el alcalde Iñaki Azkuna.

Mariano nos explicó que Slow Food (SF) vendría a ser lo contrario de Comida Rápida, un movimiento que defiende que comamos y bebamos sabiendo lo que hay detrás de cada comida y cada bebida. Vendría a ser… comer con conciencia.

Slow Food es un movimiento mundial que está en más  de cien países, con más de 100.000 socios, teniendo en Bizkaia 300 asociados, 50 de ellos cocineros, algunos de los cuales poseen en sus establecimientos estrellas Michelín, todos trabajando con productos locales.

En los doce años que lleva SF en Bizkaia, se han organizado casi cien cenas. La de San Mamés del viernes, maridando vino de Rioja Alavesa y comida, ha sido la cena 94.

“Se hacen 10 cenas al año, encargando siempre a un chief de Slow Food que cree un menú con productos locales estacionales de Slow Food, y además nos gusta siempre invitar o contar con gente cercana a esta filosofía”.

Bodega Gil Berzal

SAÚL y Alex Candina con el grupo de japoneses que mostraron interés en conocer la Comarca.

.- ¿Cómo surgió la idea de maridar la cena con vino de Rioja Alavesa?

Hablando con Alex Candina le planteamos ¿por qué no empezamos a trabajar con bodegas de Rioja Alavesa? Así llegamos a Saúl Gil Berzal, que representa a la primera bodega de la Comarca (pero anuncio que habrá más bodegas de Rioja Alavesa). Así buscamos este restaurante, y pusimos en contacto a Saúl con el chief del restaurante San Mamés, Jon Gómez.

.- ¿Es una manera de posicionar Rioja Alavesa en Bilbao?

Exacto. Son muchos los amigos que tenemos en Rioja Alavesa, y sabemos el esfuerzo que se está haciendo por diferenciar los vinos de Rioja Alavesa. Mal estaría que no apoyáramos a los hermanos de Rioja Alavesa cuando elaboran unos vinos de gran calidad.

.- ¿Se desconocen en Bilbao los vinos de Rioja Alavesa?

Yo soy siempre muy claro. La gran queja de nuestros bodegueros es que en Bilbao no se vende como merece el vino de Rioja Alavesa. Aquí la gente va y pide un Rioja. Está ya en marcha una campaña del Gobierno Vasco con la diferenciación de la etiqueta, así que a ver si todos vamos sumando.

Que la gente de Bilbao elija lo que quiera, pero que sepa que una gran parte de los grandes vinos Rioja son los de Rioja Alavesa. Así que consumamos más Rioja Alavesa, porque su calidad lo merece, y porque además son nuestros hermanos.

Rioja Alavesa tiene sus grandes vinos, pero también tiene su aceite. Por favor, que la globalización no nos mate la biodiversidad. Que no mate el patrimonio de cada pueblo. Por eso, entre otras razones, hay que beber vinos de Rioja Alavesa en Bilbao.

Bodega Gil Berzal

SAÚL con el japonés Jokoyama, que al final de la cena descorchó el sake traído de Niigata.

SAÚL Gil Berzal y su romanticismo.

“Lo que quiero transmitir en Bilbao es que nuestra bodega se ha alejado de la uniformidad, gracias a que buscamos la personalidad de cada parcela. Se trata de investigar la personalidad de cada viña, para luego hacer diferentes vinos”.

En Laguardia la bodega de los Gil Berzal tiene sólo18 hectáreas. Con ellas afirman la personalidad, tal como indican las cifras: tienen ocho vinos totalmente diferentes dentro de un pueblo… y sólo con 18 hectáreas.

Hay más cifras. “Somos una bodega con 90.000 botellas y estamos haciendo ocho vinos y ni siquiera parecidos, desde un Ice Wine, un vino dulce, hasta un blanco, a un tempranillo cien por cien, a otros vinos con mucho más terroir…”

“Cuando trabajas una viticultura de esta manera, respetando la personalidad de cada viñedo, de sus ecosistemas y de la realidad que ahí se crea, salen vinos totalmente diferentes –me dice Saúl-, porque no tiene nada que ver un viñedo de Baños de Ebro con un viñedo de Laguardia, o un viñedo de 400 metros de altitud con otro de 650 metros”.

Bodega Gil Berzal

El NIETO de Luis, Saul Gil, en la viña que se ha vuelto a labrar como se hacía antiguamente.

“Cuando respondes a las necesidades que exige ese viñedo, a su ecosistema, cuando cuidas y respetas su personalidad, lo que sucede en cada viña es un milagro muy natural: salen cosas diferentes”.

.- ¿Hasta dónde te gustaría crecer?

Con la viticultura que hacemos ahora mismo sería inviable llegar a tener el doble de hectáreas, por ejemplo. Nosotros queremos crecer en calidad. Si se puede encontrar algún viñedo especial que nos guste, o el corrito de una viña vieja de media hectárea, podríamos subir en dos hectáreas más como mucho, y para de contar.

.- Te dirán algunos que eres un romántico de la viña

Me lo pregunta mucha gente. ¿Eres un romántico? Hay que tener una mano en el corazón y otra en la cabeza. El mundo va como va, hay que ser sostenible en el campo y sostenible económicamente. Y el romanticismo para mí es una parte fundamental, porque sin este planteamiento yo no me dedicaría al mundo del vino.

Bodega Gil Berzal

EL chief de cocina Jon Gómez, uno de los protagonistas de la noche. 

EL CHIEF Jon Gómez Díaz, responsable del restaurante San Mamés, ha hecho ya varios maridajes con otras bodegas, pero es la primera vez que lleva a cabo un maridaje de sus platos con una bodega de Rioja Alavesa.

.- ¿Cuál es la clave de hacer un buen maridaje entre buenos vinos y buenos alimentos?

Primero hay que probar los vinos, y luego hay que ver el menú que preparamos para ese buen maridaje.

.- Tú eres un chief, no un somelier

En mi restaurante tenemos a Antonio Casares, que ha sido somelier de Martin Berasategi durante 9 años, y Alberto Pazuelo, que es el jefe de sala, que tiene también una gran trayectoria. Y estoy yo, que ya llevo 20 años en cocina. Entre los tres hacemos 60 años de experiencia. Así definimos qué plato le irá bien a ese vino.

.- Sinceramente, ¿qué te ha parecido esta bodega de Rioja Alavesa?

Nosotros tenemos vinos de Bodegas Gil Berzal en la carta. Eso para empezar. Tengo muy buenos recuerdos de Laguardia, donde veraneé muchos años. Al final tengo un gran afecto por los vinos de Rioja Alavesa. La bodega de Gil Berzal me parece un pedazo de bodega. No tiene porqué envidiar nada a nadie.

Bodega Gil Berzal

ANTXOAS del Cantábrico, bien maridadas con un Recoveco blanco de 2016.

No es una bodega muy grande, y todo lo que hace es a conciencia, con mucho mimo y mucho cariño, defendiendo muy bien el terreno, y definiendo perfectamente lo que quieren hacer, con un proceso artesanal que es lo que finalmente defiende Slow Food.

.- ¿Con cuánta espiritualidad haces lo que haces en tu cocina, Jon?

Los productos son importantes y los pequeños productores mucho más: gente que viven, aman, sienten lo que están haciendo, poniendo todo el cariño y todo el amor del mundo. Como cocinero quiero potenciar a esa gente, visualizar a esas personas, y trasladar en mi cocina ese amor con el que se han cultivado esos productos, como las uvas de Rioja Alavesa, sean tempranillo, viura, garnacha…

Tanto bodegueros, como pastores o agricultores hacen el sacrificio de los que trabajan como es debido, le ponen profesión y sacrificio, así que los cocineros debemos responder a ese romanticismo, o a ese buen hacer.

Bodega Gil Berzal

EL presidente de Slow Food en Bizkaia, Eduardo Ubieta, con el otro protagonista de la noche. 

EDUARDO UBIETA, es el actual presidente de Slow Food en Bilbao-Bizkaia. Tiene muy claro lo que quieren impulsar. “Se trata de recuperar lo que tenemos cerca, nuestra cercana historia de producción, de alimentación, de vida. Lo que tenemos aquí de toda la vida, pudiéndolo defender y divulgar”.

Eduardo proviene del mundo de la Educación, pero si entró en Slow Food es porque  conoció a Mariano, que generó este movimiento en Euskadi. “Me contagió su entusiasmo por el Slow Food”.

.- ¿Dirías que esa filosofía del SF atraviesa el alma y la esencia de Rioja Alavesa?

Rioja Alavesa ha puesto el sentido en la diferenciación con respecto a Rioja. Hasta hace poco, en Bilbao y en Bizkaia todo era Rioja, y hasta hace muy poquito no hemos empezado a diferenciar lo que es Rioja Alavesa, pero hace muy poquito, ¿eh?

Ahora justo empezamos a ver los matices, pero todavía con mucho cuidado, y si nos preguntan, nos cuesta diferenciar entre Rioja Alavesa y Rioja, sabiendo que Rioja Alavesa pertenece a la misma DO Rioja.

Bodega Gil Berzal

POSTRE delicioso, muy bien acompañado por Alma Pura, la traca final de la cena.

.- Mariano nos presentaba antes del comienzo de la cena. Yo te dije que dejáramos la entrevista para el final, cuando hubieras catado y bebido los vinos de Saúl.

No me extraña. Ha habido dos cosas bonitas. Una, el proceso de probar los vinos, que son vinos diferentes, tratados de diferente manera, con uvas diversas y un resultado diferente. Según ibas probando los vinos, cada cual era mejor al anterior.  A mí me gusta mucho el vino y disfruto mucho del vino.

.- ¿Con cuál de los siete vinos te quedas de la bodega Gil Berzal?

No me pidas que elija uno. Estos vinos de Rioja Alavesa han sido todos una maravilla. Si tuviera que elegir uno, no sé, me quedaría con el último, con Alma Pura. Pero el que está elaborado sólo con Garnacha, me ha parecido increíble. O uno de los Recoveco, ha sido una gozada. No sé, todos ellos.

Bodega Gil Berzal

ESTA bodega de Laguardia destaca en sus botellas que el vino es de Rioja Alavesa.

.- Esto no ha sido un combate entre el Vino y la Comida. Ha sido un maridaje, pero en alguna de las mesas han optado por dar ganador al vino sobre la comida.

La verdad: yo he disfrutado muchísimo de la comida y muchísimo del vino. Lo que no sé es si somos capaces de disfrutar de siete vinos diferentes en una comida.

.- ¿Es la primera vez que bebes siete vinos en una comida?

No es la primera vez, pero aquí hemos escuchado los matices, las explicaciones de Saúl cada vez que cambiábamos de vino. Y lo que sí he hecho por primera vez es disfrutar de la misma bodega siete veces. Al final estamos hablando de Rioja Alavesa, y Rioja Alavesa tiene cosas en común.

Bodega Gil Berzal

DE esas fotografías que saben a despedida, después de haberlo pasado bien cenando en Bilbao.

.- Lo que hoy habéis hecho desde Slow Food posiciona los vinos de Rioja Alavesa en Bilbao. ¿Qué podemos hacer en Bilbao por los vinos alaveses de Rioja?

En Bilbao todavía no somos capaces de diferenciar entre Rioja y Rioja Alavesa, me temo.

.- ¿Qué podemos hacer?

Hay mucha gente de Bilbao que tiene bodegas en La Rioja. Y luego hay nombres como Ramón Bilbao que nos parece que son vinos de aquí. Luego están las Bodegas de Haro, que son de gentes de Bilbao, que conocemos, que hemos probado. Va a ser una cosa de tiempo, de ir viendo que las bodegas de Rioja Alavesa son un plus y ese plus es el trato que hacen a la uva, al terreno, y la manera en que elaboran el vino.

.- ¿Qué les dices a los bodegueros de Rioja Alavesa?

Chapeau! Enhorabuena! Hay que seguir haciendo en Bilbao lo que ha hecho hoy Saúl en el restaurante San Mamés: enseñar sus vinos, contarnos cómo los elaboran, cómo cuidan las viñas, la tierra… Cuando aprendamos eso, vamos a valorarlos mucho más. Es cierto que un vino lo valoras cuando lo bebes, pero cuando te cuentan cómo está hecho, aún lo valoras más.

 

8 Comentarios

  1. karmele

    Vaya buena idea la del Slow Food y la del maridaje de lo que se bebe y se come, visualizando los vinos de Rioja Alavesa. Conque rematasteis con sake y todo, ¿Eh? Enamorados saldrían los japoneses de esa cena estupenda. A mi solo leyendo como fue y a pesar de lo prontito que es se me ha hecho la boca agua. Por otra parte es verdad que esa ignorancia de llamar Rioja a todos los vinos perjudica mucho a Rioja Alavesa. A ver…a ver para cuándo se aprende de una vez la diferencia. Que tanto alardear y muchos no parecemos de Bilbao!

    05-Feb-18 · 9:33 am | Permalink
  2. Blog Rioja Alavesa

    Algunos, con el respeto debido a Japón y su cultura, optaron por tomar como última copa un vino de Rioja Alavesa. Enamorados todos, japoneses incluidos. Ellos con unas ganas enormes de conocer la tierra de viñedos que vibra entre la Sierra y el Ebro. Muchas gracias, Karmele. Saludos cordiales.

    05-Feb-18 · 9:42 am | Permalink
  3. Jon Mancisidor

    Me sorprende que Bilbao y Bizkaia no tengan en más alto aprecio el gran vino que hacen entre nuestros viticultores y bodegueros. Pero si decís que es así, será así. Y lo que toca ahora es romper esa barrera, colocar donde merecen estar los vinazos de Euskadi, porque sí, es verdad, son vinos de Álava, de Rioja Alavesa, pero lo son de todos. ¿No es cierto que se exportan a más de cien países de la Tierra?

    Respecto al maridaje entre vino y comida en San Mamés, me parece una idea formidable. Hubiera ido encantado de saberlo.

    05-Feb-18 · 11:38 am | Permalink
  4. Blog Rioja Alavesa

    Entiendo tu sorpresa, Jon. Hay mucha tarea por delante para posicionar los vinos de la Comarca, como tú dices, en el lugar que se merecen por calidad y el gran rigor de sus bodegueros y bodegueras.

    Decirte que el maridaje fue un éxito, ya que en apenas unas horas -con días de antelación- se llenaron las mesas previstas para el evento. Y sí, es verdad que los vinos de la Comarca se exportan a más de CIEN países del planeta, ¡por algo será! Gracias por tus palabras. Saludos cordiales.

    05-Feb-18 · 11:45 am | Permalink
  5. Que buen ambiente!!! Ese es un label de calidad de Bilbao, ciudad de acogida, de cultura, de buenos vinos, de buena comida, de armonía. En ese ambiente los Rioja Alavesa sólo pueden triunfar.

    Por cierto los socios de Ramón Bilbao son de Cartagena. La llegada de nuevos inversores a Rioja y Rioja Alavesa es imparable.

    05-Feb-18 · 10:14 pm | Permalink
  6. Blog Rioja Alavesa

    Muchas gracias, Victoria Cañas, por palabras tan rebosantes de optimismo. Es muy bienvenido. Un Abrazo!

    06-Feb-18 · 1:07 am | Permalink
  7. Ignacio

    Yo soy un apasionado del vino y un afortunado de disfrutar los vinos Recoveco desde hace muchos años. Las cosas bien hechas y con pasión no tienen límites!

    06-Feb-18 · 2:19 pm | Permalink
  8. Blog Rioja Alavesa

    Gracias, Ignacio. Saludos cordiales.

    06-Feb-18 · 2:23 pm | Permalink

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos marcados son obligatorios *
*
*

OK

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies para que tengas mejor experiencia de navegación. Si continuas navegando consideramos que aceptas su uso y la política de cookies que encontrarás en nuestro AVISO LEGAL